fbpx

viüMi posteo para medios

Este sábado aproximadamente a las 20 horas, se tomó conocimiento de un supuesto siniestro vial, pero luego de las primeras pericias, se estableció que la causa de muerte de Patricio Catriel Rodríguez de 19 años, sería un homicidio.

El cuerpo del joven, se halló tendido en el suelo sobre un camino vecinal del kilómetro 4 de Colonia Paraíso, a unos 37 kilómetros del casco urbano de El Soberbio, en una zona conocida como "Puerto Langue". Junto al joven se encontraba una motocicleta Honda Fan 125 cc.

En el lugar la División Policía Científica y Médico Policial de la Unidad Regional VIII, realizaron las tareas técnicas de rigor, extrayendo muestra de humor vítreo para examen de alcoholemía. El informe médico, constató escoriaciones varias en el cuerpo, traumatismo de cráneo con herida abierta y un orificio de entrada sin salida, en la zona lumbar.

Los uniformados en el lugar del hallazgo además secuestraron la motocicleta, 1 campera con orificio similar a un proyectil de arma de fuego, 1 cuchillo, 1 destornillador y 1 mochila de tela con machas color rojizas.

Así fue que se realizó un rastrillaje por la zona y conforme las primeras averiguaciones, se estableció que el occiso, había ido de caza con un rifle de aire comprimido en horas del mediodía, cruzando en una embarcación improvisada a la reserva del Turbo en Brasil, en compañía de los hermanos Julián L. de 21 años, Matías L. de 19, y el padre de estos Eduardo L. de 45, regresando alrededor de las 18 horas a la costa Argentina. Los jóvenes nombrados fueron los que dieron aviso del supuesto accidente.

De manera preventiva los implicados fueron detenidos. A unos 250 metros del lugar del hecho, en el terreno de la familia involucrada, se encontró oculto 1 rifle 22 y 1 cartucho del mismo calibre. Se incautó también, otro rifle aire comprimido, con correaje dañado, entregado por la madre de los jóvenes, 1 cartucho 22 percutado y 1 vaina servida, hallada al costado del cuerpo.

Se dio intervención al Juzgado de Instrucción 3 de San Vicente, que ordenó que los detenidos fueran alojados la comisaría local, prosiguiéndose la investigación y el cuerpo fuera llevado a la morgue.